España

Ya en la apertura de la Semana del Seguro 2016 Pilar González de Frutos, presidenta de UNESPA dio buena cuenta del nuevo entorno “optimista e inquietante” no exento de desafíos al que se enfrena la industria aseguradora. Considerando las particularidades del actual contexto Frutos se felicitó por la buena evolución del sector que se mueve en una incipiente recuperación económica pero también dentro de la incertidumbre política.

En cuanto al presente

ejercicio, declaró que “va a ser una batalla de frentes combinados”, donde sobresale el reto de Solvencia II, protagonista de este año que exigirá esfuerzos compartidos en los aspectos técnicos y organizativos, gobernanza y transparencia. “Solvencia II fuerza a quien la aplica a gestionar una monumental estrategia de cambio” explicó. No en vano esta directiva supone un cambio de las normas europeas del Seguro para reforzar la industria pero a su vez implica más responsabilidades a las compañías a la hora de dar ese salto cualitativo.

Al respecto cabe recordar que el objetivo principal es mejorar el control y medición de los riesgos (de mercado, operacionales, de crédito y de liquidez) a los que están expuestos las aseguradoras.

Precisamente durante la semana una de las conferencias con más asistencia fue la que versó sobre este tema de eminente actualidad. En la jornada “Solvencia II: nuevos requisitos de reporting” patrocinada por OTCFin se pudieron conocer a fondo muchos de los aspectos burocráticos.

Filippo Viero, marketing director South Europe de la firma, dio la bienvenida a los asistentes, cediendo la palabra a Oliver García, managing director Europe , quien explicó que las aseguradoras tienen ahora una responsabilidad mayor al disponer de una información clara de sus inversiones y un cálculo fiable y concreto del SCR.

Al respecto puntualizó que para realizar este cálculo es fundamental contar con información de todas las posiciones de la cartera de inversión y destacó la importancia de tener lookthrough para los fondos, ya que el hecho de tenerlo, hace que 49% de SCR en muchos casos disminuya considerablemente, especialmente para los que no inviertan el 100% en renta variable.

Además puso en valor la trasparencia informativa no sólo de cara a la reputación de las compañías sino también para evaluar los riesgos desde el punto de vista financiero.

El planteamiento es apostar por un formato estándar tripartito, promovido por la Investment Management Association (IMA) de Reino Unido, la BVI en Alemania y el club Ampere en Francia. Este formato unificado para Solvencia II facilita el manejo de la información de las inversiones y el cálculo del SCR bajo la fórmula estándar, así como la entrega de datos para los QRTs, minimizando el coste de integración de sistemas, filtrado y calidad de datos para las aseguradoras.

No obstante tal y como esgrimió José Antonio Fernández de Pinto, responsable del área de Análisis de Balances, Contabilidad y Estadística de la DGSFP, se trata de un desafío “de gran magnitud y complejidad”, por lo que “cualquier ayuda para el sector debe ser muy bien recibida”.

Sabiendo la dificultad que entraña adaptarse a este nuevo modelo en la parte final de la ponencia Miguel Caballero, inspector de seguros del área de Análisis de Balances, Contabilidad y Estadística de la DGSFP, desglosó los modelos cuantitativos y las aplicaciones de captura de información para el conocimiento de los allí presentes.

 

Buscar

twitter
Suscríbete para recibir nuestro boletin semanal
Acepto la Política de privacidad

Te recomiendo leer

siaservices